El lavabo que se adapta a tus necesidades

El lavabo que se adapta a tus necesidades

diciembre 2018 | Consejos, Productos

Sobre encimera o integrado, suspendido o sobre mueble… ¿Qué tipo de lavabo escoger? Te ayudamos a decidir.

La elección del lavabo es una de las primeras decisiones que debemos tomar cuando diseñamos (o reformamos) un cuarto de baño. La forma y las dimensiones del lavabo afectarán tanto a la estética como a la distribución del resto de elementos del espacio. Por eso, es importante encontrar el lavabo que se adapta a tus necesidades y, a su vez, satisface tus gustos personales.

Entre las tendencias actuales destacan los lavabos sobre encimera, que como su nombre indica pueden instalarse bien sobre ésta, o bien sobre un mueble. Normalmente, se instalan junto a un grifo alto o empotrado en la pared. La gran ventaja es que es más difícil que el agua caiga sobre la encimera o salpique sobre el espejo, lo que ayuda a mantener limpio el baño.

Además, al elevar la altura unos centímetros es ideal para personas de gran estatura, puesto que la altura convencional de los lavabos (82-86 cm) puede resultar muy baja. No obstante, quienes los escogen quedan prendados principalmente por su estética, ya que aportan un toque vanguardista y muy decorativo.

Por su parte, los lavabos integrados destacan por su versatilidad, ya que podemos optar por una pieza a medida o escoger entre diferentes tamaños, lo que permite adaptarlos tanto a baños amplios como más pequeños. Estéticamente, responden a cuartos de baño modernos de diferentes estilos, puesto que en función del color y el acabado escogido se adaptan a espacios de estilo minimalista, rústico, nórdico…

Si se opta por instalarlos de forma que queden suspendidos se libera espacio en el suelo, lo cuál facilita el acceso a personas con movilidad reducida y simplifica la limpieza. Además, al carecer de juntas entre poza y encimera, se evita la acumulación de suciedad en ángulos muertos.

En función de las necesidades de almacenaje podemos optar por un lavabo suspendido o situado sobre un mueble. A su vez, podemos optar por un mueble con estantes o por un mueble con cajón o puerta, de forma que nada quede a la vista.

También será fundamental considerar cuántas personas utilizan el cuarto de baño. Si el espacio lo permite, puede ser muy útil instalar un doble lavabo. Existen doble lavabos integrados, como Infinity 2, pero también se pueden situar dos lavabos sobre encimera.

En todo caso, la principal premisa para lograr un baño sensacional es escoger muebles y elementos decorativos en los que confluyan diseño y funcionalidad.

Redes Sociales Acquabella